Se inaugura en la Casa de Colón la muestra ‘Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad (1930-1980)'

18 mar 2015

La Casa de Colón inaugura mañana jueves, día 19 de marzo, a las 20.00 horas, la exposición ‘Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad (1930-1980)', una muestra que formula un recorrido temático y no lineal, con las mujeres como protagonistas, entre lo íntimo y lo público, lo popular y las élites, lo anónimo y los personajes con nombres y apellidos.

La inauguración de la citada exposición irá precedida, a las 19.30 horas, de una intervención de la profesora grancanaria titular de Sociología del Género de la UNED y comisaria de la muestra, Raquel Osborne, quien se referirá a las construcciones de la sexualidad femenina durante el Franquismo.

Los trabajos de investigación de Osborne, que es autora de los libros ‘La construcción sexual de la realidad' y ‘Apuntes sobre violencia de género', entre otros, giran en torno a cuestiones relativas al género, la sexualidad y la memoria histórica. Precisamente, la muestra ‘Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad, 1930-1980', parte de una de sus últimas aportaciones, editada en 2013 y que va ya por su tercera edición.

Organizada conjuntamente por la Casa de Colón y la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la UNED, la exposición, que forma parte del amplio programa de actividades impulsado con motivo del Día Internacional de la Mujer por el área de Cultura, Patrimonio Histórico y Museos del Cabildo de Gran Canaria, que coordina Larry Álvarez, permanecerá abierta en el museo americanista hasta el próximo día 26 de abril.

Comisariada por Osborne y María Rosón, la exposición que ha venido recorriendo de manera itinerante distintas capitales españolas, configura, según sostienen ambas comisarias, "un mosaico inacabado con unas protagonistas: las mujeres puestas bajo sospecha durante la dictadura franquista, que a pesar de estar duramente reprimidas o aburridamente conformadas, en ocasiones encontraron espacios en los que expresarse con voz propia".

Exhibida en tres salas de la planta alta del museo americanista y dividida en las cinco secciones temáticas tituladas 'Las modernas', ‘Individuas de dudosa moral', ‘Las domesticadoras', ‘Las decentes' y ‘¿Las liberadas?', se muestra en varios paneles que contienen abundante y muy curiosos materiales para las nuevas generaciones. Reproducción de documentos, libros, revistas, tarjetas postales, carteles u objetos singulares pertenecientes a diversas épocas se exponen asimismo en varias vitrinas, ofreciendo al visitante una  miscelánea de artículos: desde fichas policiales de mujeres extendidas por el Ministerio de Gobernación en 1944, a cuadernos escolares de 1950, pasando por devocionarios para niños para la primera comunión, fotonovelas de Corín Tellado o muñecas como la imperecedera Mariquita Pérez.

A juicio de Osborne y Rosón, "en la dictadura franquista se exigió a las mujeres un exceso de virtud, encarnar un modelo de decencia y castidad que "limpiara" la "degradación moral" republicana. Durante este periodo se alcanzaron aspiraciones de emancipación fundamentales: el acceso a la educación, al trabajo, al voto o al divorcio. Las mujeres empezaron a destilar modernidad. Catalogadas como individuas de dudosa moral, su acceso a la ciudadanía fue castigado ejemplarmente durante la dictadura a través de cárcel, violencia, exilio, silencio o uniformidad. Monjas y falangistas de la Sección Femenina trataron de domesticar a las mujeres para ajustarlas al modelo de madres y esposas sacrificadas. Sus armas, el nacionalcatolicismo y la férrea disciplina impuesta en los cuerpos".

La muestra ‘Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad (1930-1980)' ofrece numerosas referencias  a la publicidad, la moda o el espectáculo de la época, recursos encaminados en su gran mayoría a la construcción de las mujeres decentes durante el franquismo. Como sostienen Osborne y Rosón, "no siempre se consiguió, porque por  los intersticios de una cultura pretendidamente monolítica surgieron ideas imprevistas y reinterpretaciones imaginativas: algunas disidentes sexuales crearon espacios de libertad", que concluyeron con la transición democrática en las corrientes feministas y de libertad sexual. "Política y sexo se empezaban a manifestar públicamente a través de las voces de las mujeres", añaden.

La exposición ‘Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad 1930-1980' se inauguró en enero de 2013 en el Ateneo de Madrid, para a continuación comenzar su itinerancia por Vitoria-Gasteiz, Vigo, Granada, Jaén, Sevilla y, ahora, Las Palmas de Gran Canaria. Además, la muestra ha comenzado su andadura en el extranjero con su pasada presentación en el Festival de Cine Español de Nantes en colaboración con Instituto Cervantes de París.

La exposición ‘Mujeres bajo sospecha. Memoria y sexualidad (1930-1980)' puede visitarse con entrada gratuita en la Casa de Colón de lunes a viernes, de 10.00 a 21.00 horas; los sábados, de 10.00 a 18.00 horas y los domingos y festivos, de 10.00 a 15.00 horas.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto