LA CASA DE COLÓN OFRECE EL JUEVES 25 DE MARZO EL FILME LUZ SILENCIOSA EN EL MARCO DEL CICLO DE CINE IBEROAMERICANO

19 mar 2010

En el marco del Ciclo de Cine Iberoamericano iniciado el pasado mes de febrero en la Casa de Colón y coordinado por la Asociación de Cine Vértigo bajo el nombre Colón Cínema, se proyectará el día 25 de marzo, a las 20.30 horas, el segundo de los filmes previstos en la programación, una cinta mejicana de Carlos Reygadas titulada Luz Silenciosa.

Se trata de un largometraje de 142 minutos, presentado en 2007, en torno a las particularidades de una comunidad religiosa de menonitas situada en el norte de México. La película, cuya grabación exigió a su director y guionista Carlos Reygadas todo un esfuerzo de tiempo y complejidad, al tratarse de un grupo religioso muy tradicional y de costumbres muy cerradas, supuso en 2007 todo un éxito de taquilla, sobre todo tras alzarse con el Premio del Jurado en el Festival de Cannes. Alcanzó, también, el Premio de la Crítica en Río de Janeiro y fue seleccionado por la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas para representar a México en la edición de los premios Oscar en la categoría Mejor Película Extranjera.

Desde un punto de vista que conjuga calidad y sentido comercial, hay una crítica que sintetiza su alcance: Luz silenciosa reúne la fórmula del éxito y ha sabido encontrar el secreto para obtener críticas favorables sin excepción”. Con una historia de amor que involucra a la comunidad menonita, el cineasta intenta conquistar a los espectadores a través de una “obra que nos dice que, a pesar de los problemas, las cosas siempre pueden resolverse si ponemos todo de nuestra parte para que así suceda”, tal como avanzó durante su estreno el propio Reygadas.

La elección de esta propuesta cinematográfica, orientada a un modo de vida que se ve plasmado muy particularmente en la forma de vestir de los menonitas, protagonistas del filme, tiene según el propio Reygada un razonamiento conceptual: “Me pareció que esta comunidad era propicia para la abstracción”.

Para llevar su propósito al cine, Reygada debió ganarse primero la confianza de los menonitas, que rechazaron en principio su proyecto. El primer contacto lo logró gracias a un tío suyo que vive en Chihuahua (cuyos paisajes fueron los escenarios donde se desarrolló el filme), quien le presentó a un pastor de las comunidades más conservadoras. Luego de varios meses de charlas, consiguió que lo llevara a conocer a los integrantes de la comunidad, pero fue imposible establecer un contacto ya que casi no hablan español. Ya al borde de desistir con su proyecto, Reygadas tuvo la suerte de conocer a menonitas un poco más abiertos, entre los que encontró a Cornelio Wall, el protagonista de Luz silenciosa, quien conduce un programa radial de música country.

Respecto al título de la película, el cineasta admitió haberse dejado llevar por los escenarios de Chihuahua, donde no hay ruidos fuertes y sólo se oyen los sonidos naturales. Por esa característica del sitio, Reygadas sintió que no era necesario musicalizar “porque el lugar suena tan bien que no valía la pena desperdiciar los momentos reales de sonido para poner música encima”.

En cuanto al argumento; la historia gira en torno a Johan, un menonita del norte de México que, contra la ley de Dios y del hombre, se ha enamorado de una mujer diferente. ¿Qué ocurrirá entonces con el joven? Quienes quieran averiguarlo, tendrán que ver la película.

Colón Cínema

Este filme se exhibe en el contexto del esfuerzo que la Casa de Colón y la Asociación de Cine Vértigo están realizando para desarrollar un programa de difusión y promoción de las cinematografías de América Latina,  mediante la exhibición -en un marco estrictamente cultural- de una diversidad de obras cinematográficas de todos los géneros.

Colón Cínema propone un recorrido atrevido por el cine hecho a ambos lados del Atlántico, reivindicando la mirada personal de autores de ambas orillas. En ese recorrido pretendemos contar con la complicidad del público a la hora de recuperar la figura de cineastas de capital importancia en el devenir del cine iberoamericano. Será una ventana abierta a la actualidad y a la historia, al riesgo incomprendido y al clasicismo incuestionable, pero sobre todo, al buen cine.

 

 

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto